Primer juicio en el Estado español por “mobbing” en la Administración

El Juzgado de lo Penal número 2 de Lleida celebrará el próximo lunes el primer juicio por mobbing que lleva a un cargo de la administración a sentarse en el banquillo de los acusados de un juzgado penal en todo el Estado español.

La Generalitat será la responsable civil subsidiaria si la magistrada del citado juzgado considera que Teresa Casals, jefa del Servei Territorial de Carreteres de Lleida, es culpable de un delito de coacciones perpetrada contra una funcionaria a su cargo.

La acusación particular, que representa los intereses de la funcionaria coaccionada, ha solicitado para la acusada penas que suman los 9 años y seis meses de privación de libertad. El letrado de la trabajadora solicita una pena de cinco años y seis meses por un delito contra los derechos a los trabajadores, dos años de privación de libertad por el delito de lesiones, psicológicas, y dos años de cárcel por el delito de coacciones. Además, solicita que la perjudicada sea indemnizada por los 860 días de baja que supuestamente le causó el mencionado mobbing y por las secuelas que todavía arrastra. El letrado de la acusación particular ha valorado la indemnización en 140.000 euros.

El Ministerio Fiscal por su parte, y esto sí que es inédito en todo el Estado, solicita para la superiora de una empresa denominada Servei Territorial de Carreteres de Lleida (o mejor, simplificando: Generalitat) una pena de un año y medio de privación de libertad y que la administración indemnice a la perjudicada con 4.000 euros. La funcionaria presentó la denuncia en abril de 2005 y relataba nueve duros años de presuntas vejaciones, insultos y coacciones de su superior jerárquica Teresa Casals, jefa de la sección de actuación administrativa y régimen sancionador, contra la denunciante.

Fuente: La Mañana

Comentarios

Publicado en Mobbing

Publicidad